jueves, 26 de julio de 2012

Albóndigas con pisto y huevos

Esta receta de albóndigas con pisto y huevo, es muy fácil y a todo el mundo le gusta. Lo mejor es amasar las albóndigas uno mismo, pero si un día no tienes tiempo, compras las albóndigas  ya amasadas y también están buenas. La receta de la masa es de mi madre.


Ingredientes 

Para amasar las albóndigas:
- 500 g. de carne picada (ternera y magro)
- 2 rebanadas de pan de molde mojadas en leche
- 1 huevo
- 1 cebolla muy picada
- Pan rallado (el suficiente para que la masa quede compacta)
- Piñones
- Perejil y sal
- Harina para rebozar

Pisto:
- 100 g. de aceite aproximadamente
- 2 cebollas
- 1 calabacín
- 1 pimiento verde
- 1 pimiento rojo
- 1 carlota (opcional, el pisto clásico no lleva carlota)
- 500 g. de tomate triturado de bote
- Sal

Huevos escalfados:
- 1 huevo por persona
- Agua
- Sal

Preparación

En un bol se mezclan todos los ingredientes de las albóndigas hasta que quede una masa compacta que se puedan hacer bolas o pequeñas hamburguesitas (se fríen mejor si están un poco aplastadas). A continuación se rebozan ligeramente en harina y se fríen en abundante aceite.  Cuando estén fritas, se reservan en una olla.
En otra sartén, se sofríe las verduras cortadas a cuadraditos (yo las pico bastante) con el aceite, y cuando estén bien pochadas, se añade el tomate triturado, la sal y se fríe durante aproximadamente 15 minutos. Se rectifica de sal, se añade este pisto a la olla de las albóndigas y se mantienen 10 minutos a fuego lento, moviendo la olla para que no se queme el pisto y que se mezclen los sabores.
En el momento de servir, en un cazo pequeño con agua y sal, se pone a calentar y antes de que llegue a ebullición se echan los huevos, uno a uno, y se mantiene unos minutos cada huevo, se escurren y se añaden al plato de albóndigas de cada comensal.

Preparación en la Thermomix

El amasado de las albóndigas es muy sencillo, pues se mezclan todos los ingredientes en poco tiempo, siempre a velocidad 3. Después de darles forma, se fríen en una sartén igualmente o se pueden hacer al vapor en el recipiente varoma mientras se hace el pisto, no quedan tan sabrosas, pero son más sanas. El pisto se hace con la receta del libro básico.
Los huevos se pueden hacer también en el recipiente varoma, junto con las albóndigas, usando la bandeja varoma también, o solos si hemos decidido hacer las albóndigas fritas. 
Describo la técnica de huevos poché para la thermomix:
Se forra el cubilete con film transparente dejando que sobre, se pone unas gotas de aceite de oliva y el huevo dentro con un poco de sal, y se hace una bolsita que se cierra anudando el film sobrante. Estas bolsitas se ponen en el recipiente varoma, que se coloca encima de la tapadera, cuando ya está saliendo vapor, mientras hacemos el pisto. Mantenemos los huevos al vapor durante 10 minutos. Hay que recordar que los alimentos solo se cocinan al vapor en el recipiente varoma, si utilizamos la función de temperatura varoma.

Espero que os guste.

No hay comentarios:

Publicar un comentario